Intérprete de lengua de señas colabora con personas sordas en atención médica en Hospital de Calama

0
161

Hace algunos días llegó hasta el servicio de urgencia del Hospital Carlos Cisternas de Calama una persona sorda con sospecha de coronavirus, cuyo examen finalmente resultó negativo.

Junto con la atención médica, fue necesario en ese momento contar con una intérprete de lengua de señas para optimizar el proceso, tarea que realizó orgullosamente la fonoaudióloga del servicio de otorrinolaringología del recinto asistencial, Camila Muñoz Contreras.

Perteneciente también a la Fundación Nellie Zabel, cuenta que se formó un grupo de personas que querían colaborar en facilitar la comunicación o ser intérpretes a través de videollamadas, en caso de presentarse un caso. “Lo comuniqué a la fundación y también a los kinesiólogos que trabajan en el servicio. De hecho, atendieron a una persona sorda con sospecha de coronavirus y que estaba en aislamiento, entendiendo que en esa situación el paciente no tiene visitas y en muchas ocasiones no pueden tener un celular consigo”, relata la profesional.

Agrega que la persona no entendía qué estaba pasando y porqué estaba aislado, “y la terapia kinesiológica no quería realizarla pues algunos ejercicios son súper complejos. Me avisaron y me coordiné con una kinesióloga que iba a realizar la terapia e ingresé con ella para facilitar la comunicación, tomando todas las medidas de seguridad necesarias”.

Aclara que si bien los elementos de protección que usaban todos complicaron la comunicación, “igualmente el paciente comprendió mis expresiones faciales y gestuales, a través de su lengua nativa, la lengua de señas chilena, y cooperó en el proceso. Además, felizmente, ya no está en el hospital”, asegura.

Ley y derechos humanos

Recuerda asimismo que dentro de la ley 20.422, en su artículo 3, está especificado el acceso universal a la comunicación, independiente de la situación de discapacidad que presente el paciente. “También lo indica la Convención de los Derechos Humanos en sus artículos 11 y 25, que explica que dentro de las contingencias o desastres naturales deben tener el acceso a la comunicación como corresponde”, ratifica Camila, destacando en este caso al hospital local como pionero en el cumplimiento de la citada ley.

“Por eso, en mi calidad de fonoaudióloga e intérprete de lengua de señas, cumplí el rol que me corresponde. Además es lo mínimo que puedo hacer como profesional de la salud, más aún en este contexto donde hay muy poco acceso para que la comunidad sorda entienda lo que está pasando”, destacó la especialista.

Curso lengua de señas

Finalmente, la Fundación Nellie Zabel de Lengua de señas chilenas, que trabaja el tema de la mujer sorda y las familias de niñas y niños en esa misma condición, realizará un curso de comunicación en lengua de señas este lunes 4 de mayo, y será dictado por docentes sordas calificadas vía online.

Las y los interesados en participar en esta iniciativa, que tendrá 45 horas pedagógicas, deben solicitar información al fono +56976964192 o al email info.fnzchile@gmail.com.